Red de maestros de la madera: presente y futuro

En la actualidad, más que nunca, somos conscientes de la necesidad de conservar el patrimonio cultural y natural, reflejada en las distintas normativas nacionales e internacionales que lo protegen. En España contamos con la Ley 16/1985 de 25 de junio de Patrimonio Histórico Español y, a nivel internacional, en el objetivo 11 de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible de la ONU se contempla “redoblar los esfuerzos para proteger y salvaguardar el patrimonio cultural y natural del mundo”.

Tanto los organismos públicos como los ciudadanos de a pie, vemos lo fundamental que es conservar los vestigios de nuestro pasado, nuestro patrimonio, nuestra cultura, que es lo que define nuestra identidad, como sociedad y como personas. Se trata, en resumen, de conservar los valores intrínsecos en nuestros bienes culturales, ya sean materiales como inmateriales.

De entre todas las iniciativas puestas en marcha, destacamos en este artículo La Red Española de Maestros de la Construcción Tradicional, un proyecto que nació de la mano del filántropo norteamericano Richard H. Driehaus, un enamorado del patrimonio español, y que nació en 2017 con el fin de promover las buenas prácticas en la construcción tradicional y la restauración, fundamental para la conservación de la cultura y el patrimonio.

Gracias a esta red, podemos visualizar a un gran número de maestros en activo que gracias a su trabajo preservan las artes y los oficios tradicionales para que ese patrimonio pueda ser disfrutado por las generaciones venideras.

Desde 2017 se entregan los Premios de las Artes de la Construcción – Richard H. Driehaus a cuatro categorías:

1- Trabajos de albañilería y cantería.

2- Trabajos de carpintería.

3- Acabados y otros trabajos de la construcción tradicional.

4- Trabajos del vidrio y el metal.

 

En lo que atañe al CRN Transformación e Instalación de Madera y Corcho, destacamos a los maestros de la madera, que preservan el oficio y cuyo trabajo permite la conservación y restauración del patrimonio del sector.

Entre ellos, Manuel Navarrete Moreno, ebanista y carpintero con una amplia experiencia laboral y ganador del Premio en la categoría de trabajos de madera en 2017.

Manuel, en los últimos años, parece que se ha revalorizado el trabajo artesanal como medio de desarrollo de una economía más sostenible vinculada tanto a la conservación del patrimonio como al fortalecimiento de los oficios ancestrales ¿cómo ves la situación actual, y cómo prevés el futuro en el sector de la madera?

AA mi entender son dos conceptos distintos. En efecto, la artesanía en general siempre se ha caracterizado por ser un medio de producción eminentemente sostenible, tanto económica como ambientalmente, que a futuro poco o nada lo hará cambiar en este sentido.Por otro lado, el hecho de que últimamente se vinculen los oficios tradicionales con la conservación del patrimonio, en si mismo, es una necesidad que tiene la sociedad para que el patrimonio heredado de nuestros antepasados no desaparezca por falta de estos profesionales. Creo necesario que se empiece a considerar a los oficios tradicionales como un bien cultural inmaterial, porque gracias a los conocimientos, habilidades y destrezas que se han venido transmitiendo en los talleres, de generación en generación, es un legado en sí mismo que se materializa en las obras y manifestaciones artesanales o artísticas que todavía hoy disfrutamos.

Con una larga trayectoria profesional como ebanista y carpintero ¿qué le dirías a la gente joven para motivarlos a dedicarse a la artesanía de la madera?

En la actualidad estamos inmersos de pleno en una auténtica revolución tecnológica. No podemos negar que las nuevas tecnologías son muy atractivas y necesarias para las nuevas generaciones y, en este sentido, creo que perfectamente pueden convivir la artesanía de la madera con las nuevas tecnologías, sobre todo después de explorar y experimentar yo mismo esta cuestión que planteo.En mis más de 40 años de experiencia profesional, nunca he disfrutado tanto de mi oficio como ahora que estoy incorporando en mis trabajos luces led, altavoces, servomotores, sensores de todo tipo, microprocesadores, etc. Cierto que la experiencia de oficio de carpintero y ebanista acumulada me lo pone fácil, pero no así las nuevas tecnologías, y, sin embargo, he descubierto que estas últimas completan o amplifican las manifestaciones artísticas o creaciones artesanas Animo a la gente joven a que experimente, explore estos campos y que, al igual que no tienen miedo a enfrentarse con las nuevas tecnologías, tampoco lo tengan con los oficios de la madera. Después de una larga vida profesional dedicada a muchas de las especialidades del mundo de los oficios de la madera, acabo de descubrir que todavía queda terreno por explorar. Animo al resto a que lo haga.

¿Y qué iniciativas pondrías tú en marcha, tanto divulgativas como formativas, para dar a conocer el trabajo de los “maestros de la madera”?

En este sentido algo ya empezó a hacerse en el año 2017 con la creación de la “Red Nacional de Maestros de la Construcción Tradicional” compuesta por 300 profesionales de distintos oficios repartidos por toda España y avalada por instituciones privadas y administraciones públicas. La divulgación de la existencia de ésta, y otros colectivos parecidos, es fundamental para que no vuelva a suceder lo que pasó con la anterior crisis económica sufrida en España, en la que vimos desaparecer del terreno productivo a numerosas empresas, pequeños talleres, y excelentes maestros y maestras de oficios que las sostenían. En el plano formativo, creo necesario hoy más que nunca que, al igual que se hizo en la década de los 90 del pasado siglo y primera década de éste, se activen de nuevo las Escuelas Taller y Casas de Oficios repartidas por muchos de los municipios de España. Pero esta vez con buen criterio y con una intención formal de actuación social de la que se beneficie toda la ciudadanía.

 

 

La Red de Maestros de la Construcción Tradicional es una red viva que esperamos siga creciendo con jóvenes que tras su formación profesional, se apasionen por la restauración del patrimonio en madera.

Esta iniciativa y experiencias profesionales como la de Manuel Navarrete, ponen en valor la necesidad de trabajadores cualificados, que recibiendo una formación profesional inicial, puede redirigir su trayectoria profesional desde la recuperación del patrimonio de madera con  técnicas tradicionales, como al mecanizado de la madera a través de las últimas tecnologías.

Todo ello alineado con el “reto verde” y con el “reto digital” que se está promoviendo en Europa.

Este año, los ganadores del premio han sido Ricardo Cambas y Agustín Castellanos, docentes y maestros carpinteros especializados en la conocida como carpintería de armar o de lo blanco y en la carpintería de lazo. ¡Enhorabuena!

 

https://www.premiosdriehausartes.com/ganadores

Sus obras se exponen en la exposición temporal organizada por el INTBAU (International Network for Traditional Building Architecture and Urbanism) en el Ayuntamiento de Madrid titulada “Arquitectura atemporal 2022”, del 10 de junio al 7 de agosto.

https://www.centrocentro.org/exposicion/arquitectura-atemporal

Fuentes https://redmaestros.com/ y https://www.carpintero-ebanista.es/

 

¿Te gustaría formarte profesionalmente en este sector y trabajar en él? Déjanos tu opinión y comentarios a través de las redes sociales del Centro de Referencia Nacional de Transformación e Instalación de Madera y Corcho. Nos encontrarás en Twitter, Facebook y Linkedin.

Y si quieres leer más piezas como esta, no olvides suscribirte a nuestro servicio gratuito de newsletter para recibir directamente las mejores publicaciones en tu correo electrónico. ¡Suscríbete ya!

image_pdfDescargar PDFimage_printImprimir